David Morales * CP. Por segundo año consecutivo Tuxtla Gutiérrez sufrió una inundación. Nada pudo detener el desbordamiento del río Sabinal y del arroyo Potinaspak. Los bordos de protección junto a los costales de arena que colocaron los gobiernos local y estatal se vieron vencidos por la fuerza del agua. Ésta inundó cerca de doscientas casas y obligó a 20 personas a abandonar sus viviendas.

La intensa y prolongada lluvia que inició la noche del viernes y concluyó la madrugada del sábado provocó que el río Sabinal saliera de su cauce, a la altura de la Sexta Oriente para ocasionar daños a los habitantes del Fraccionamiento Francisco I. Madero. En el lugar el agua llegó a metro y medio de altura.

El lado norte fue la zona más afectada. Además, los capitalinos reportaron daños en la zona comercial de la 5ª Norte, la Colonia “Laureles”, Barrio “Niño de Atocha”.

Por ello el Sistema Estatal de Protección Civil visitó 64 casas ubicadas dentro del Fraccionamiento Madero por encontrarse en una zona de riesgo e iniciar una evacuación.

Se logró movilizar a más de veinte personas a los albergues temporales de la Colonia “24 de Junio” y el instalado en el “Domo del ISSSTECH”. Hasta la tarde de este sábado permanecían 16 personas albergadas.

Las demás familias se negaron a abandonar su hogar. Unos prefirieron subir a la planta alta de sus viviendas a esperar a que bajara el nivel del agua, pero antes intentaron rescatar algunos muebles.

Al parecer, una de las causas primordiales de estas afectaciones fue el taponamiento por basura en las alcantarillas, que provocaron encharcamientos y arrastre de lodo y piedras a las calles de la ciudad.

El panorama era el mismo que se presentó durante la temporada de lluvias del año pasado con pérdidas que resultaron incalculables. Fuera de las casas se veían muebles y electrodomésticos que quedaron inservibles.

Ante la contingencia, empleados de Protección Civil del Gobierno Municipal junto al Cuerpo de Bomberos y elementos del Ejército Mexicano realizaron acciones de limpieza de calles y viviendas afectadas.

Según datos del área de monitoreo de fenómenos hidrometeorológicos del Sistema Estatal de Protección Civil se espera que las lluvias disminuyan en el transcurso de las próximas horas.

Anuncios