Piden evitar la extracción, venta y consumo de moluscos de doble concha
• Los niveles aún continúan altos, confirma LESP

Tuxtla Gutiérrez, Chiapas.- A cien días de haberse detectado en las costas de Chiapas el fenómeno natural conocido como marea roja, la Secretaría de Salud del estado reitera que la “veda sanitaria precautoria para la extracción, comercialización y consumo de moluscos bivalvos” persiste para todo el estado.

Lo anterior, derivado de las pruebas realizadas en el Laboratorio Estatal de Salud Pública, que confirman que las toxinas dañinas continúan elevadas en carne de moluscos, arriba de los límites máximos permisibles.

Desde el inicio de la alerta sanitaria, la Secretaría de Salud estatal, a través de la Dirección de Protección contra Riesgos Sanitarios, realiza de manera constante tomas de muestra en agua y moluscos, con la finalidad de seguir minuciosamente el avance del fenómeno y darlo a conocer a la población para que evite daños a su salud.

Así mismo, efectúa visitas de inspección y fomento sanitario a establecimientos que expanden mariscos en toda la región chiapaneca, con la finalidad de aplicar como medida de seguridad, el aseguramiento y destrucción de moluscos bivalvos que no comprueben su procedencia.

La dependencia estatal pide a la población que se dedica a la venta de estos productos, su apoyo y comprensión por las pérdidas económicas que representa un fenómeno natural e impredecible como la marea roja.

La veda contempla evitar intoxicaciones por consumir moluscos bivalvos, los cuales estén formados con doble concha, tales como: ostiones, almejas, mejillones, casco de mula, caracol de mar y almejita azul, cuya peligrosidad no disminuye al cocinarse.

Se puede consumir sin riesgos de contaminación por marea roja: camarón, mojarra, lisa, liseta, pulpo, macabil, calamar, sardina, atún, cazón, huachinango, pejelagarto, bagre, tilapia, jaiba, robalo, pargo, tengüeyaca, salmón, atún, carpa, chuti, raya y sierra.

La marea roja no tiene fecha de término, por lo tanto, la veda sanitaria precautoria para el consumo de moluscos bivalvos o de doble concha se prolonga por tiempo indefinido.

Anuncios