El gobernador Juan Sabines Guerrero y la delegada en Chiapas de la Secretaría de Desarrollo Social (Sedesol), Socorro Zavaleta Cruz, inauguraron el octavo relleno sanitario de trece que se construyen en todo el estado.

Con una inversión de siete millones de pesos, los más de 5 mil habitantes de Nicolás Ruiz cuentan ahora con un relleno sanitario tipo “D”, que permitirá reducir la contaminación del ambiente y se mejora la calidad de vida de sus familias.

Con la puesta en marcha de esta obra, se clausura el sitio de disposición que por años venía operando, el municipio podrá disponer adecuadamente de sus residuos y se termina con la problemática de la mala disposición de basura.

En ese contexto, la delegada de Sedesol, Socorro Zavaleta, felicitó al presidente de Nicolás Ruiz por ser el primer munícipe en acercarse a la Secretaría de Desarrollo Social para solicitar esta obra y lograr la clausura del tiradero a cielo abierto.

“Hubo un trabajo muy fuerte entre el Cabildo y los comuneros para ponerse de acuerdo, lo cual habla de una unidad, una unidad como tenemos el Gobierno del Estado y el Gobierno Federal y hoy con el Gobierno Municipal.

“En un tema tan relevante como es el cambio climático, ustedes están poniendo mucho de su parte, así que a todo el pueblo de Nicolás Ruiz felicidades y como siempre aquí estaremos trabajando con ustedes; el presidente Felipe Calderón y el secretario de Desarrollo Social les mandan un mensaje de salutación y que sigan trabajando en todo lo que sea la procuración de la cultura ambiental”.

Durante su intervención, el gobernador Juan Sabines Guerrero dijo que este tipo de obras son las que la gente no olvida.

“Son de las obras más importantes en Nicolás Ruiz; aquel terreno que algunos decían que se iba a hacer una mina, otros decían que estaba vendiéndole el presidente municipal a una empresa particular y la realidad es que es un terreno para depositar la basura para que ya no contamine en Nicolás Ruiz”.

Ante los comuneros y población de este pueblo, el mandatario señaló que el relleno resolverá el problema de la basura al menos para los próximos 30 años.

“Vamos por todos lados y la gente, los presidentes piden canchas, otras cosas, pero no relleno sanitario, porque son obras que no se ven, son obras que ahí están pero los niños son los principales beneficiados, porque ya la basura no se va a quemar, hoy la basura se va a poner en su lugar”.

Por su parte, la secretaria del Medio Ambiente e Historia Natural, Lourdes López Moreno, dijo que para el gobierno de Juan Sabines los rellenos sanitarios son prioridad porque con estas obras se contribuye a evitar la contaminación, ya que se combate fauna nociva, malos olores y lo más importante, no se contamina el agua del subsuelo.

Mientras, el presidente de Nicolás Ruiz, Jesús Constantino Cárdenas, recordó que en asamblea los pobladores acordaron donar seis hectáreas para esta obra.

“Consideramos que era necesario esta obra, lo planteamos en asamblea general y la asamblea valoró, dijo que estaba bien que es para bien de la salud, donde la basura también no debería de estar de manera desordenada y es por ello de que la asamblea donó este terreno”.

El mandatario entregó al presidente municipal un camión recolector de basura.

La importancia del proyecto aunado a la salud es que esta demarcación política cuenta con uno de los presupuestos más bajos y aún así la autoridad municipal decidió invertir recursos en la obra de relleno sanitario.

El relleno sanitario tipo D consiste en una macro celda impermeabilizada con geomembrana, laguna de lixiviados, caseta de vigilancia, bodega, caminos internos, cunetas, patio de maniobras, obras de control de lixiviados y cercado perimetral con postes de concreto.

En tanto, el área de clausura es una celda impermeabilizada con geomembrana, tubos para el control de biogás y lixiviados, cubierta final y obras para el manejo de aguas pluviales.

Los 7 millones de pesos de inversión corresponden a recursos interinstitucionales con una aportación del Gobierno Federal de casi 6 millones de pesos, del Gobierno del Estado con un millón de pesos y del Ayuntamiento con 300 mil pesos.

El estado invirtió un millón de pesos para la adquisición y donación de un camión recolector compactador, con lo cual se podrá optimizar el servicio de limpia pública y la recolección de los residuos.

Esta obra beneficia no sólo al municipio de Nicolás Ruíz, ya que forma parte de la Cuenca del Cañón del Sumidero y el manejo adecuado de sus residuos reduce el aporte de contaminantes a ésta emblemática cuenca.

Anuncios